¿De vacaciones? Deja de revisar el correo electrónico

¿Saldrás de vacaciones? Para aprovechar al máximo tu tiempo, mantén el teléfono fuera de tu vista y de tu mente. Las investigaciones demuestran que la sola presencia del teléfono nos estresa, aun si no lo estamos utilizando (además, mudar el trabajo de la oficina a la playa no son vacaciones en absoluto).

Establece límites claros en tu mensaje “fuera de la oficina”, haciendo del conocimiento de tu equipo que no estarás disponible ni leerás correos electrónicos durante tu ausencia. Eso podría sonar exagerado, pero si un correo electrónico es importante, pueden renviarlo… y si no, no es urgente que lo leas. Además, mantener tu bandeja de entrada limpia hará que la sensación de “renovación” posvacaciones no quede aplastada por la montaña de correos electrónicos que esperarán en la oficina a tu regreso.

© 2018 Harvard Business School Publishing Corp.

De: hbr.org

Distribuido por: The New York Times Syndicate


¿Qué te ha parecido?

Si encontró algún error gramatical en este artículo, por favor notifíquelo a nuestros editores seleccionando el texto y presionando:“Ctrl + Enter”.