No, de verdad, no mandes correos electrónicos a tu equipo en fin de semana

En teoría, deberías poder ponerte al corriente con el trabajo cuando quisieras. Sin embargo, como gerente, debes estar consciente de las señales que envías cuando mandas correos electrónicos a tus empleados en horas no laborales o cuando preguntas cómo van los proyectos durante el fin de semana. Muchas personas verán esto y pensarán: “Si mi jefe está trabajando, yo también debo hacerlo”.

Así que, si decides revisar el correo electrónico la noche del domingo, por ejemplo, no les envíes un mensaje a tus empleados sino hasta el lunes. O, si de verdad necesitas enviar algunos correos, aclárale a tu equipo que no esperas que los lean o respondan durante el fin de semana. También puedes escribir los correos, pero dejarlos en la carpeta de borrador hasta la mañana siguiente, o programar que se envíen después (si tu programa de correo electrónico lo permite). De esa manera puedes ser productivo sin interferir con el tiempo que tu equipo aprovecha para recargar pilas.

(Adaptado de “If You Multitask During Meetings, Your Team Will, Too”, de Ryan Fuller, et al.).

© 2018 Harvard Business School Publishing Corp.

De: hbr.org

Distribuido por: The New York Times Syndicate


print

¿Qué te ha parecido?

Si encontró algún error gramatical en este artículo, por favor notifíquelo a nuestros editores seleccionando el texto y presionando:“Ctrl + Enter”.

print