Para resolver un problema, deje de pensar en él

Cuando buscas una solución creativa para un problema, puede ser tentador tratar de atarte a la silla y concentrarte hasta resolverlo. Sin embargo, investigaciones recientes demuestran que tomar descansos a intervalos regulares ayuda a obtener mejores resultados. Programa un cronómetro para que suene cada cierto tiempo, digamos cada 30 minutos.

Cuando escuches la alarma, cambia de actividad: organiza tus recibos para devoluciones, revisa tu correo electrónico u organiza tu escritorio, y luego regresa a lo que estabas haciendo. Si dudas respecto a hacer una pausa porque crees tener una buena racha, hazla de todos modos, pues solemos tener ideas redundantes cuando no hacemos pausas periódicas, así que cuestiónate si tus ideas realmente son tan geniales como crees. Y jamás te sientas culpable por tomar descansos, ya que hacerlo puede ser la mejor forma de aprovechar tu tiempo.

(Adaptado de “To Be More Creative, Schedule Your Breaks”, de Jackson G. Lu, Modupe Akinola y Malia Mason).

print

¿Qué te ha parecido?

Si encontró algún error gramatical en este artículo, por favor notifíquelo a nuestros editores seleccionando el texto y presionando:“Ctrl + Enter”.

print