Ayude a su organización a tomar mejores decisiones

Al final de cuentas, los individuos tienen la última palabra – pero las organizaciones influyen y moldean este proceso de toma de decisiones. De hecho, una organización puede impulsar la capacidad de buen juicio de sus empleados y aumentar la probabilidad de que tomen decisiones sólidas. Es así:

EXAMINE LAS DECISIONES TOMADAS: Luego de terminar un proyecto, pida a sus equipos que discutan cinco cosas que harían otra vez y cuáles no. Al reflexionar las decisiones tomadas en el proyecto, y sus resultados, la gente puede prepararse para tomar mejores.

QUE NO LE INCOMODE REINICIAR: Cuando se toman malas decisiones, no haga que todos sufran las consecuencias. Reinicie el proyecto para que la gente pueda aprender de sus errores.

DE AUTONOMIA: La gente necesita espacio para tomar decisiones bien fundadas. Es más probable que ejerciten buen juicio cuando controlan sus decisiones y son responsables de las consecuencias.

(Tom Davenport).

© 2017Harvard Business School Publishing Corp.

De: hbr.org

Distribuido por: The New York Times Syndicate


print

¿Qué te ha parecido?

Si encontró algún error gramatical en este artículo, por favor notifíquelo a nuestros editores seleccionando el texto y presionando:“Ctrl + Enter”.

print