Critique con compasión

Incluso los gerentes experimentados detestan hacer comentarios críticos. Recuerde que decir a alguien que habla demasiado o que no parece sincero no es descortés – es útil. A continuación tres formas de garantizar que sus comentarios sean compasivos, no sólo críticos:

Pida permiso. Empiece diciendo; “¿Puedo comentarte algo?” Esto permite que la gente tenga un momento para prepararse y empareja la dinámica de poder.

No sea esquivo. Sea directo y honesto. No intente suavizar las críticas con felicitaciones – eso sólo las diluye.

Hagalo seguido. Si raras veces hace comentarios, entonces señalar cualquier comportamiento no constructivo va a sentirse como algo negativo. Diga a su gente lo que piensa – positiva y negativamente – para formar una cultura abierta y honesta.

(“Don’t Be Nice; Be Helpful” | Peter Bregman).

© 2015Harvard Business School Publishing Corp.

De: hbr.org

Distribuido por: The New York Times Syndicate


print

¿Qué te ha parecido?

Si encontró algún error gramatical en este artículo, por favor notifíquelo a nuestros editores seleccionando el texto y presionando:“Ctrl + Enter”.

print