Cómo lograr el equilibrio entre Vida y Trabajo cuando se es padre trabajador

Hay tres cosas que todos los padres trabajadores tenemos en común: falta de tiempo; la sensación de que deberíamos pasar más tiempo en el trabajo, con nuestros hijos, en el gimnasio o haciendo cualquier cantidad de otras actividades; y un sentimiento culpable, impotente y molesto al respecto. Hay una mejor forma de lograrlo.

TIEMPO DE LECTURA

texto alt

¿Cómo se calcula?

Descarga este Artículo

Hay tres cosas que todos los padres trabajadores tenemos en común: falta de tiempo; la sensación de que deberíamos pasar más tiempo en el trabajo, con nuestros hijos, en el gimnasio o haciendo cualquier cantidad de otras actividades; y un sentimiento culpable, impotente y molesto al respecto.

Hay una mejor forma.

No podemos añadirle horas al día o encoger nuestras listas de pendientes — pero podemos elegir sus espacios. Podemos elegir llevar a cabo cosas que impacten en poco tiempo y de forma poderosa y positiva en nuestras carreras, vidas hogareñas y bienestar.

Piense en ellas como los movimientos de poder de los padres trabajadores.

He aquí siete para probar -y compartirle a los colegas y amigos que también son padres trabajadores:

  1. Mantenga actualizado a su jefe: La mayoría de nosotros estamos tan enfocados en sólo hacer nuestro trabajo que nos olvidamos de ser nuestros propios promotores. Vuelva a poner sus logros en el radar del jefe -sin presumir- enviándole un breve correo electrónico para mantenerlo actualizado.
  2. Descarge la aplicación “seven-minute workout” del new yor times a su teléfono — y úsela: El ejercicio constante es clave para la resiliencia y los resultados en el trabajo. Sin embargo, el ejercitarse durante horas cada semana simplemente no es viable para la mayoría de los padres trabajadores. Deje que esta aplicación lo ponga en orden con siete minutos de ejercicio cardiovascular de alta intensidad y entrenamiento de fuerza, todo lo cual se puede hacer en su sala.
  3. Ensaye su discurso de “victorias clave”: Para la próxima vez que se encuentre con un importante contacto profesional, tenga preparado al menos un buen “soundbite” acerca de un éxito reciente. Esta tarde tome siete minutos de su viaje de regreso a casa para trabajar en el suyo.
  4. Dígale no a un evento o actividad: Abra su calendario y revise los compromisos de las siguientes semanas, tanto personales como profesionales -y elija deshacerse de uno. Acaba de ganarse al menos una hora, o más, para hacer otra cosa que necesite de su atención.
  5. Comprométase con una comida familiar: Haga de las comidas en familia una realidad funcional al dedicarles tiempo, incluso si es una vez al mes. Elija la fecha y hora para esta comida familiar -y añádala, como si fuera una importante reunión con un cliente, a su calendario.
  6. Añada una línea a su perfil de linkedin: Sin importar su industria, rol o sector, LinkedIn es crucial, así que añada una nueva habilidad, o escriba una línea describiendo su más reciente logro laboral.
  7. Resuelva un problema: Para ayudarlo a impulsar la educación de sus hijos después de la escuela, incluso cuando no tiene mucha energía, vaya a bedtimemath.org, busque la sección “Today’s Fun Math” y encuentre un problema de la vida real para resolver con su hijo.

La paternidad siendo trabajador es un desafío que se maneja, no se resuelve. Sin embargo, con algunas estrategias prácticas y de eficiencia de tiempo, usted puede no sólo tener éxito al manejar el desafío, sino también sentirse más capaz, confiado y a cargo.

“Podemos elegir llevar a cabo cosas que impacten en poco tiempo y de forma poderosa y positiva en nuestras carreras, vidas hogareñas y bienestar”.

“La mayoría de nosotros estamos tan enfocados en sólo hacer nuestro trabajo que nos olvidamos de ser nuestros propios promotores”.

“La paternidad siendo trabajador es un desafío que se maneja, no se resuelve”.

Podemos elegir llevar a cabo cosas que impacten en poco tiempo y de forma poderosa y positiva en nuestras carreras, vidas hogareñas y bienestar.He aquí siete consejos para probar -y compartirle a los colegas y amigos que también son padres trabajadores:

  1. Mantenga actualizado a su jefe: vuelva a poner sus logros en el radar del jefe -sin presumir- enviándole un breve correo electrónico para mantenerlo actualizado.
  2. Descarge la aplicación “seven-minute workout” del new yor times a su teléfono — y úsela: el ejercicio constante es clave para la resiliencia y los resultados en el trabajo.
  3. Ensaye su discurso de “victorias clave”: esta tarde tome siete minutos de su viaje de regreso a casa para trabajar en el suyo.
  4. Dígale no a un evento o actividad: abra su calendario y revise los compromisos de las siguientes semanas, tanto personales como profesionales -y elija deshacerse de uno.
  5. Comprométase con una comida familiar: elija la fecha y hora para esta comida familiar -y añádala, como si fuera una importante reunión con un cliente, a su calendario.
  6. Añada una línea a su perfil de linkedin: sin importar su industria, rol o sector, linkedin es crucial, así que añada una nueva habilidad, o escriba una línea describiendo su más reciente logro laboral.
  7. Resuelva un problema: para ayudarlo a impulsar la educación de sus hijos después de la escuela, vaya a bedtimemath.org y encuentre un problema de la vida real para resolver con su hijo.

© 2018 Harvard Business School Publishing Corp.

De: hbr.org

Distribuido por: The New York Times Syndicate.

How Working Parents Can Feel Less Overwhelmed and More in Control

If you’re a working parent, you probably deal every day with an endless, and eternally growing, to-do list.

You’ve tried various strategies to keep the pace: moving paper to-do lists onto your iPhone, cleaning up the endless queue of unread emails, sleeping progressively less each night.

Yet you’re still haunted by the nagging sense of not getting enough done.

But here’s the good news: There are simple and effective techniques for keeping that overwhelming feeling under control. Here are four of the most powerful:

— KNOW YOUR END GAME: Well-run organizations have a clearview of the future. They have a few strategic goals. They set revenue targets annually. As a working parent: Do you? Most of us working parents are focused on simply getting through the day, yet that very determination to conquer today’s task list makes working parenthood feel even more overwhelming. Your task list owns you, rather than the other way around.

By identifying the long-term outcome of your working parenthood you can begin to flip that equation. Knowing that your goal is to “serve as a vice president, while raising my children to be healthy adults” provides a sense of confidence and motivation. The goal is reachable, and you can focus on the tasks that accrue toward it.

— INVEST YOUR TIME ACCORDINGLY: Working parents who have a clear view of what they’re working toward are more able to prune their calendars of commitments that don’t align, and to spend time and energy on the things that matter.

With your working-parent vision clear, try spending 10 minutes each Friday looking over next week’s planner and identifying the items that don’t fit with your goals. Commit to delegating or saying no to 5% of them.

— KEEP A ‘GOT IT DONE’ LIST: Uncompleted tasks torture us: They take up all our mental space and create enormous emotional noise and tension. Your task list is necessary, but it won’t help relieve this stress. If anything, it fuels it.

The effective short-circuit is to keep a list of completed items, from both work and home. Write down this year’s finished projects, problems solved, your wins: beat our quarterly numbers; found Sasha a science tutor. Make a habit of looking at the list, push out some of that constant “to do” noise with “already done” confidence.

-SCHEDULE A REGULAR POWER OUTAGE: Sometime in the next two days, set aside 20 minutes in which you turn off all devices, set aside your task list and do nothing “productive” at all. Your job is simply to spend time in an activity you enjoy with your family. This will allow you to regain a sense of agency: You’ve taken an affirmative decision to do this, and made it happen on your own terms.

Working parenthood is demanding. But the more you can set your own course and enjoy yourself along the way, the better off you, your career and your family will be.

¿Qué te ha parecido?

Si encontró algún error gramatical en este artículo, por favor notifíquelo a nuestros editores seleccionando el texto y presionando:“Ctrl + Enter”.