4 hábitos que debes desarrollar para aprender nuevas habilidades

Los estudios han encontrado que de un 40% a un 80% abandona las clases en línea. Aquellos que renuncian se lo pierden. Pero, cual es la clave de este éxito, en este artículo le presentamos cuatro hábitos a desarrollar para adquirir nuevas habilidades.

TIEMPO DE LECTURA

texto alt

¿Cómo se calcula?

Descargar Contenido

Cada año, aproximadamente en esta época hay una explosión de inscripciones para aprendizaje en línea por parte de empleados que buscan nuevas habilidades. Desafortunadamente, el compromiso inicial muchas veces se desvanece. Los estudios han encontrado que de un 40% a un 80% abandona las clases en línea.

Aquellos que renuncian se lo pierden. En una encuesta de más de 50,000 estudiantes que completaron cursos abiertos en línea a través de Coursera, un 72% reportó beneficios para su carrera, como hacer su actual trabajo en forma más efectiva, encontrar un nuevo empleo o recibir un aumento.

Habiendo trabajado en recursos humanos, he visto los efectos del aprendizaje y el desarrollo en la movilidad laboral – y lo que les permite a las personas mantenerse en el camino. En particular, cuatro hábitos pueden hacer una tremenda diferencia:

  • Enfocarse en habilidades emergentes: Para asegurar la relevancia, necesita enfocarse en aprender las más recientes habilidades emergentes. Podría rastrear con base a qué habilidades están contratando los líderes en su industria, observar ofertas laborales recientes de las principales compañías o acercarse con personas en su red que ya tienen la clase de trabajo que usted quisiera. Pregúnteles qué es lo que están teniendo que aprender para mantener el éxito en sus empleos: La mayoría de las veces las personas estarán felices de compartir información.
  • Optar por lo simultáneo: Las herramientas de aprendizaje en línea tienen sus beneficios, incluyendo libertad, conveniencia y contenido digerible, pero también hay una desventaja. Esas experiencias asincrónicas suelen ser solitarias. Sin al menos algo de interacción en tiempo real, muchos estudiantes pierden motivación. De hecho, la interacción y la colaboración son factores críticos para el aprendizaje fructífero. En mi trabajo he visto consistentemente que cuando los estudiantes en línea se inscriben para un curso en vivo, donde interactúan con el profesor y entre sí en un horario definido al menos una vez a la semana, perseveran durante más tiempo y aprenden más. La camaradería puede servir como un enorme motivador, al igual que el deseo de no quedarse atrás del grupo. Cuando un curso en vivo no está disponible, aliento a los estudiantes para encontrar un “cómplice simultáneo” — un amigo o conocido con metas de aprendizaje similares — y hagan un pacto para hacer de forma conjunta actividades de aprendizaje en línea en forma semanal.
  • Implementar inmediatamente el aprendizaje: La investigación muestra que desempeñar las tareas que ha aprendido es crucial y que la aplicación mejora la memoria. Sin importar el campo en que estudie, encuentre oportunidades de usar sus nuevas habilidades. Dependiendo de la habilidad, podría participar en un proyecto colaborativo en el trabajo, por ejemplo, o definir su propio proyecto a pequeña escala en casa. También podría encontrar una simulación en línea que sea similar a la experiencia real.
  • Definir una referencia a lograr: Al igual que los corredores en un maratón, los estudiantes en línea necesitan tener una meta clara para mantenerse enfocados. Aquellos que perseveran generalmente tienen la mirada en un premio mayor -un nuevo empleo, un ascenso o la oportunidad de encabezar un proyecto. Por supuesto, esa meta cambiará conforme usted se desarrolle. Aprender es un proceso que dura toda la carrera. Después de lograr una gran meta, ponga su mirada en la siguiente.

“Podría rastrear con base a qué habilidades están contratando los líderes en su industria, observar ofertas laborales recientes de las principales compañías o acercarse con personas en su red que ya tienen la clase de trabajo que usted quisiera”.

“En mi trabajo he visto consistentemente que cuando los estudiantes en línea se inscriben para un curso en vivo, donde interactúan con el profesor y entre sí en un horario definido al menos una vez a la semana, perseveran durante más tiempo y aprenden más”.

“Aquellos que perseveran generalmente tienen la mirada en un premio mayor -un nuevo empleo, un ascenso o la oportunidad de encabezar un proyecto”.

Habiendo trabajado en recursos humanos, he visto los efectos del aprendizaje y el desarrollo en la movilidad laboral – y lo que les permite a las personas mantenerse en el camino. En particular, cuatro hábitos pueden hacer una tremenda diferencia:

  • Enfocarse en habilidades emergentes: Para asegurar la relevancia, necesita enfocarse en aprender las más recientes habilidades emergentes.
  • Optar por lo simultáneo: Las herramientas de aprendizaje en línea tienen sus beneficios, incluyendo libertad, conveniencia y contenido digerible, pero también hay una desventaja. Esas experiencias asincrónicas suelen ser solitarias.
  • Implementar inmediatamente el aprendizaje: La investigación muestra que desempeñar las tareas que ha aprendido es crucial y que la aplicación mejora la memoria.
  • Definir una referencia a lograr: Al igual que los corredores en un maratón, los estudiantes en línea necesitan tener una meta clara para mantenerse enfocados.

© 2018 Harvard Business School Publishing Corp.

De: hbr.org

Distribuido por: The New York Times Syndicate.

4 Habits of People Who Are Always Learning New Skills

Every year around this time there’s a burst of online learning sign-ups from workers seeking new skills. Unfortunately, the initial commitment all too often fizzles out. Studies have found that 40% to 80% of students drop out of online classes.

Those who give up miss out. In one survey of more than 50,000 learners who completed massive open online courses on Coursera, 72% reported career benefits such as doing their current job more effectively, finding a new job or receiving a raise.

Having worked in human resources, I’ve seen the effects of learning and development on career mobility — and what allows people to stay on track. In particular, four habits can make a tremendous difference:

— FOCUS ON EMERGING SKILLS: To ensure relevance, you need to focus on learning the latest emerging skills. You could track what skills the leaders in your industry are hiring for, looking at recent job postings from the top companies, or reach out to people in your network who have the job you want. Ask them what they’re having to learn to keep succeeding at their work: Most of the time, people are happy to share information.

— GET SYNCHRONOUS: Online learning tools have their benefits, including freedom, convenience and digestible content. But there’s also a downside. These asynchronous experiences are often solitary. And without at least some real-time interaction, many students lose motivation. In fact, interaction and collaboration are critical factors in fruitful learning. In my work, I’ve consistently seen that when online students sign up for a live course, in which they interact with a professor and one another at a set time at least once a week, they stick with it longer and learn more. The camaraderie can serve as a huge motivator, as can the desire not to fall behind the group. When a live course isn’t available, I encourage learners to find a “synchronous cohort” — a friend or acquaintance with similar learning goals — and make a pact to do online learning together weekly.

— IMPLEMENT LEARNING IMMEDIATELY: Research shows that performing the tasks you’ve learned is crucial and that enactment enhances memory. Whatever field you’re studying, find opportunities to use your new skills. Depending on the skill, you might participate in a collaborative project at work, for instance, or set up your own project on a small scale at home. Or you could find an online simulation that is similar to the real experience.

— SET A GOLDEN BENCHMARK: Just like runners in a marathon, online learners need to have a clear goal in order to stay focused. Those who persevere generally have their eye on a larger prize — a new job, a promotion or the chance to lead a project. Of course, that bench mark will change as you develop. Learning is a career-long process. After you achieve one big goal, set your sights on the next one.

¿Qué te ha parecido?

Si encontró algún error gramatical en este artículo, por favor notifíquelo a nuestros editores seleccionando el texto y presionando:“Ctrl + Enter”.

print