7 cosas que hacen los líderes para ayudar a que las personas cambien

texto alt

Le presentamos los comportamientos que se correlacionaron con una habilidad excepcional para impulsar el cambio.

TIEMPO DE LECTURA

texto alt

¿Cómo se calcula?

Descargar Contenido

¿Alguna vez ha intentado cambiar el comportamiento de alguien en el trabajo? Puede ser extremadamente frustrante. El esfuerzo suele producir el resultado opuesto: Puede romper la relación o disminuir el desempeño del trabajo. Aun así, algunos enfoques claramente funcionan mejor que otros.

Revisamos una base de datos de 2,852 subordinados directos de 559 líderes. Los subordinados calificaron a sus gerentes en 49 comportamientos y también evaluaron a los líderes en su efectividad para dirigir el cambio- específicamente, la habilidad de los gerentes para influir para que otros se muevan en el rumbo deseado por la organización.

Encontramos que algunos comportamientos eran menos útiles para cambiar a los otros. Dos tuvieron poco o nulo impacto, por lo que ofrecen una guía de lo que no hay que hacer:

  • Ser amable. Con la pena, pero los chicos buenos terminan en último en el juego del cambio. Podría ser más fácil si todo lo que se requiriera para lograrlo fuera una cálida y positiva relación con otros, pero este no es el caso.
  • Darle a los demás incesantes solicitudes, sugerencias y consejos. A esto comúnmente se le conoce como agobiar. Para la mayoría de las personas es muy molesto y solo sirve para irritarlos en lugar de hacerlos cambiar.

Después, analizamos los comportamientos que sí se correlacionaron con una habilidad excepcional para impulsar el cambio. Encontramos siete que realmente ayudan a que otras personas cambien. Aquí están, ordenados del más al menos importante:

  1. Inspirar a otros. Este enfoque funciona mejor cuando usted identifica lo que la otra persona quiere lograr y enlaza dicha meta con el cambio que propone. Los líderes inspiradores entienden la necesidad de formar una conexión emocional con los colegas. Quieren provocar un sentido de deseo en lugar de uno de miedo.
  2. Notar los problemas. Buena parte de los consejos gerenciales se enfocan en la necesidad de que los individuos sean mejores para resolver problemas, pero hay un paso más importante que viene incluso antes. Es la habilidad de observar situaciones donde el cambio es necesario y de anticipar los problemas. Sin embargo, demasiadas crisis podrían indicar un proceso.
  1. Proveer una meta clara. Las iniciativas de cambio funcionan mejor cuando la vista de todos está fija en la misma meta. Las discusiones más productivas acerca de cualquier propuesta de cambio son aquellas que comienzan con la estrategia a la que sirve.
  2. Desafiar los enfoques estándar. Los intentos exitosos de cambio suelen requerir que los líderes desafíen los enfoques normales y encuentren formas de maniobrar alrededor de viejas prácticas y políticas –incluso de las vacas sagradas.
  3. Construir la confianza en su juicio. Los buenos líderes toman decisiones cuidadosas después de recolectar datos de múltiples fuentes y buscar diversas opiniones. Debido a su habilidad de construir confianza en las decisiones que toman, se dispara su habilidad de cambiar a la organización.
  4. Tener valor. De hecho, cada iniciativa que usted comience como líder, cada contratación que realice, cada cambio que implemente en el proceso, cada idea de un nuevo producto que persiga y cada inversión en una nueva pieza de equipo requiere valor. Algunas veces escuchamos que las personas dicen “oh, no me siento a gusto haciendo eso.” Una buena parte de lo que hacen los líderes y, especialmente, sus esfuerzos de cambio, demandan estar dispuesto a vivir con incomodidad.
  5. Hacer del cambio la primera prioridad. Muchos intentos de cambio no son exitosos porque se convierten en una entre cien prioridades. Para hacer que el cambio sea exitoso usted necesita alejar las prioridades competidoras y poner la luz sobre este tema en particular. Los líderes que hacen esto bien tienen un enfoque diario en el esfuerzo de cambio, rastrean su progreso con cuidado y alientan a los demás.

“Los líderes inspiradores entienden la necesidad de formar una conexión emocional con los colegas. Quieren provocar un sentido de deseo en lugar de uno de miedo”.

“Los buenos líderes toman decisiones cuidadosas después de recolectar datos de múltiples fuentes y buscar diversas opiniones”.

“Para hacer que el cambio sea exitoso usted necesita alejar las prioridades competidoras y poner la luz sobre este tema en particular”.

¿Alguna vez ha intentado cambiar el comportamiento de alguien en el trabajo? Puede ser extremadamente frustrante. El esfuerzo suele producir el resultado opuesto: Puede romper la relación o disminuir el desempeño del trabajo. Aun así, algunos enfoques claramente funcionan mejor que otros.

Encontramos que algunos comportamientos eran menos útiles para cambiar a los otros. Dos tuvieron poco o nulo impacto, por lo que ofrecen una guía de lo que no hay que hacer:

  • Ser amable.
  • Darle a los demás incesantes solicitudes, sugerencias y consejos.

Después, analizamos los comportamientos que sí se correlacionaron con una habilidad excepcional para impulsar el cambio. Encontramos siete que realmente ayudan a que otras personas cambien. Aquí están, ordenados del más al menos importante: Inspirar a otros, Notar los problemas, Proveer una meta clara, Desafiar los enfoques estándar, Construir la confianza en su juicio, Tener valor y Hacer del cambio la primera prioridad.

© 2017Harvard Business School Publishing Corp.

De: hbr.org

Distribuido por: The New York Times Syndicate.

También le puede interesar:

Cambie su forma de seguir a su líder

Kit: Herramientas para dirigir reuniones efectivas

E-Book: 10 artículos esenciales para mejorar la relación jefe-subordinado

 


7 Things Leaders Do to Help People Change

Have you ever tried to change anyone’s behavior at work? It can be extremely frustrating. The effort often produces an opposite result: It can rupture the relationship or diminish job performance. Still, some approaches clearly work better than others.

We reviewed a dataset of 2,852 direct reports of 559 leaders. The direct reports rated their managers on 49 behaviors and also assessed the leaders on their effectiveness at leading change – specifically, the managers’ ability to influence others to move in the direction the organization wanted to go.

We found that some behaviors were less helpful in changing others. Two had little to no impact, thereby providing useful guidance on what not to do:

– BEING NICE. Sorry, but nice guys finish last in the change game. It might be easier if all it took to bring about change was to have a warm, positive relationship with others. But that isn’t the case.

– GIVING OTHERS INCESSANT REQUESTS, SUGGESTIONS, AND ADVICE. This is commonly called nagging. For most recipients this is highly annoying and only serves to irritate them rather than change them.

We then analyzed the behaviors that did correlate with an exceptional ability to drive change. We found seven that really help other people to change. Here they are, in order from most to least important:

1. INSPIRING OTHERS. This approach works best when you identify what the other person wants to achieve and make the link between that goal and the change you’re proposing. Inspiring leaders understand the need for making an emotional connection with colleagues. They want to provoke a sense of desire rather than fear.

2. NOTICING PROBLEMS. Lots of management advice focuses on the need for individuals to become better problem solvers; but there is an important step that comes even earlier. It is the ability to see situations where change is needed and to anticipate potential snares in advance. However, too many crises may indicate a broken process.

3. PROVIDING A CLEAR GOAL. Change initiatives work best when everyone’s sight is fixed on the same goal. The most productive discussions about any change being proposed are those that start with the strategy that it serves.

4. CHALLENGING STANDARD APPROACHES. Successful change efforts often require leaders to challenge standard approaches and find ways to maneuver around old practices and policies – even sacred cows.

5. BUILDING TRUST IN YOUR JUDGMENT. Good leaders make careful decisions after collecting data from multiple sources and seeking diverse opinions. Because of their ability to build trust in the decisions they make, their ability to change the organization skyrockets.

6. HAVING COURAGE. Indeed, every initiative you begin as a leader, every new hire you make, every change in process you implement, every new product idea you pursue and every investment in a new piece of equipment requires courage. We sometimes hear people say, “Oh, I’m not comfortable doing that.” A great deal of what leaders do, and especially their change efforts, demands willingness to live in discomfort.

7. MAKING CHANGE A TOP PRIORITY. Many change efforts are not successful because they become one of a hundred priorities. To make a change effort successful you need to clear away the competing priorities and shine a spotlight on this one change effort. Leaders who do this well have a daily focus on the change effort, track its progress carefully and encourage others.

¿Qué te ha parecido?

Si encontró algún error gramatical en este artículo, por favor notifíquelo a nuestros editores seleccionando el texto y presionando:“Ctrl + Enter”.

Comments are closed.