Comenzando un nuevo trabajo – a distancia

A pesar de que el coronavirus a ocasionado muchos despidos, el mercado laboral no se ha detenido por completo. Si tienes la suerte de comenzar un trabajo a distancia en este tiempo, te damos algunos consejos para lograrlo.


Este artículo le será útil para:

TIEMPO DE LECTURA

texto alt

¿Cómo se calcula?

Descarga este Artículo

A pesar de los números sin precedente de personas que están solicitando apoyo por desempleo como resultado de los despidos a causa de coronavirus, el mercado laboral no se ha detenido por completo. Si usted tiene la suerte de comenzar un trabajo durante este tiempo, podría encontrarse realizándolo desde casa, y el proceso de inducción de su compañía probablemente no está diseñado para esta situación.

Usted siempre debería ser proactivo en cuanto a aclimatarse a un nuevo rol, pero cuando no trabajará lado a lado con sus colegas durante el futuro cercano, es especialmente imperativo que asuma un enfoque activo. He aquí cinco cosas que puede hacer para minimizar los baches mientras hace la transición a un nuevo trabajo.

— AGENDE REVISIONES BREVES CON SUS COLEGAS: Bajo circunstancias normales, usted aprendería la cultura y normas de una organización a través de las interacciones cotidianas con los colegas en la oficina. Ahora deberá manufacturar esas interacciones virtualmente. Acérquese a sus nuevos colegas y agende regularmente reuniones individuales de 10 o 15 minutos por teléfono o video. La conversación debería imitar las interacciones cortas e informales que tendrían en persona. Use las discusiones como una oportunidad para plantear preguntas que pudiera tener acerca de sus proyectos actuales y las cosas en las que ellos están trabajando. Ponga atención a cualquier declaración implícita acerca de lo que su colega considera que es lo más importante cuando están en el trabajo.

— CONSTRUYA RÁPIDAMENTE SU EQUIPO DE MENTORÍA: Después de comenzar en una nueva compañía, querrá identificar mentores que puedan ayudarlo a ser productivo tan rápidamente como sea posible. Su búsqueda seguramente involucrará conectarse con las personas por medio de correo electrónico o en Slack. Busque dos tipos de mentores. El primero es alguien que pueda ayudarlo a navegar los diversos procedimientos de la compañía, como el de acceder a equipamiento. El segundo es una persona que esté bien conectada y pueda presentarle a sus colegas.

— PRESÉNTESE: Cuando está trabajando en una oficina virtual, seguramente “conocerá” a los colegas como un mar de rostros en una videoconferencia. Esto significa que usted necesita ser más explícito acerca de presentarse como la nueva contratación. Si hay una reunión del equipo, vea si puede conseguir un momento para presentarse. También envíeles un correo electrónico a las personas en su unidad, para hacerles saber quién es usted.

— PIDA AYUDA: En la oficina, los colegas a menudo pueden notar una expresión o tono de voz que señala confusión y podrían ofrecerle ayuda si creen que lo necesita. Sin embargo, durante las reuniones telefónicas y en video será difícil que las personas lo noten. Como regla, cuando haya algo que necesite, dígalo.

— ESCRIBA UN DIARIO: Cuando está trabajando en casa, sus mensajes hacia los compañeros de trabajo pueden perderse fácilmente en el ruido. Por ello termine cada día revisando su agenda. Escriba las tareas que realizó y los obstáculos que enfrentó. Si hay aspectos particulares del trabajo que siguen sin resolverse, subráyelos. Después, cuando tenga su próxima reunión con un supervisor o colega, plantee esos temas.

Nunca es fácil ser la nueva persona en un equipo, y la situación actual ciertamente lo vuelve más complicado. Sin embargo, al ser proactivo, puede tener una transición suave y demostrar rápidamente su valor.

“Cuando está trabajando en casa, sus mensajes hacia los compañeros de trabajo pueden perderse fácilmente en el ruido.”.

“Durante las reuniones telefónicas y en video será difícil que las personas lo noten”.

“El mercado laboral no se ha detenido por completo.”.

Si usted tiene la suerte de comenzar un trabajo durante este tiempo, podría encontrarse realizándolo desde casa, y el proceso de inducción de su compañía probablemente no está diseñado para esta situación. He aquí cinco cosas que puede hacer para minimizar los baches mientras hace la transición a un nuevo trabajo.

— AGENDE REVISIONES BREVES CON SUS COLEGAS: Acérquese a sus nuevos colegas y agende regularmente reuniones individuales de 10 o 15 minutos por teléfono o video. La conversación debería imitar las interacciones cortas e informales que tendrían en persona.
— CONSTRUYA RÁPIDAMENTE SU EQUIPO DE MENTORÍA: Después de comenzar en una nueva compañía, querrá identificar mentores que puedan ayudarlo a ser productivo tan rápidamente como sea posible
— PRESÉNTESE: Cuando está trabajando en una oficina virtual, seguramente “conocerá” a los colegas como un mar de rostros en una videoconferencia. Esto significa que usted necesita ser más explícito acerca de presentarse como la nueva contratación
— PIDA AYUDA: Como regla, cuando haya algo que necesite, dígalo.
— ESCRIBA UN DIARIO: Escriba las tareas que realizó y los obstáculos que enfrentó. Si hay aspectos particulares del trabajo que siguen sin resolverse, subráyelos

Nunca es fácil ser la nueva persona en un equipo, y la situación actual ciertamente lo vuelve más complicado. Sin embargo, al ser proactivo, puede tener una transición suave y demostrar rápidamente su valor.

© 2018 Harvard Business School Publishing Corp.

De: hbr.org

Distribuido por: The New York Times Syndicate.

Starting a New Job — Remotely
Despite the unprecedented numbers of people filing for unemployment as a result of coronavirus layoffs, the job market hasn’t come to a complete halt. If you’re lucky enough to be starting a job during this time, you may find yourself doing so from home. And your new employer’s onboarding process was probably not designed for that situation.

You should always be proactive in getting acclimated to a new role, but when you won’t work side-by-side your new colleagues for the foreseeable future, it’s especially imperative that you take an active approach. Here are five things you can do to minimize the bumps as you transition into a new job.

— SCHEDULE BRIEF CHECK-INS WITH COLLEAGUES: Under normal circumstances, you would learn an organization’s culture and norms through everyday interactions in the office with colleagues. Now, you’re going to have to manufacture those interactions virtually. Reach out to your new colleagues and set up regular 10- to 15-minute one-on-one discussions by phone or video. The conversation should mimic the short, informal interactions you’d have in person. Use the discussions as a chance to ask questions you may have about your current projects and what they are working on. Pay attention to any implicit statements about what your colleague think is most important when on the job.

— RAPIDLY ASSEMBLE YOUR MENTORING TEAM: After starting at a new company, you’ll want to identify mentors who can help you be productive as quickly as possible. Your search is likely to involve connecting with people over email or on Slack. Look for two types of mentors. The first is someone who can help you navigate various company procedures, such as accessing equipment. The second is a person who is well-connected and can introduce you to colleagues.

— INTRODUCE YOURSELF: When you’re working in a virtual office, you’ll likely “meet” colleagues as a sea of faces in a videoconference. That means you need to be more explicit about announcing yourself as the new hire. If there is a team meeting, see if you can get a moment to introduce yourself. Also sending an email to the people in your unit to let them know who you are.

— ASK FOR HELP: In the office, colleagues can often pick up on a confused expression or tone of voice and may offer assistance if they think you need it. During video and phone meetings, that will be hard for people to do. As a rule, when there is something you need, say so.

— KEEP A DAILY DIARY: When you’re working at home, your messages to co-workers can easily get lost in the noise. So end each day by going back through your schedule. Write down the tasks you accomplished and the obstacles you faced. If there are particular aspects of the job that are still unresolved, highlight them. Then, when you have your next meeting with a supervisor or colleague, raise those issues.

It’s never easy being the new person on a team, and the current situation certainly makes it tougher. But by being proactive, you can make a smooth transition and quickly prove your value.

Si encontró algún error gramatical en este artículo, por favor notifíquelo a nuestros editores seleccionando el texto y presionando:“Ctrl + Enter”.