Qué hacer si cree que su trabajo está en riesgo

Su trabajo podría estar en riesgo por una variedad de razones – algunas bajo su control, otras no. Aun así, es fundamental reconocer las señales de que las cosas van mal antes de que sea demasiado tarde. He aquí algunas sugerencias para ayudarlo a navegar este tiempo difícil.


Este artículo le será útil para:

TIEMPO DE LECTURA

texto alt

¿Cómo se calcula?

Descarga este Artículo

Su trabajo podría estar en riesgo por una variedad de razones – algunas bajo su control, otras no. Aun así, es fundamental reconocer las señales de que las cosas van mal antes de que sea demasiado tarde.
La humillación de ser despedido es, por supuesto, difícil. Sin embargo, cuando hablo con los clientes de mi entrenamiento ejecutivo que han sido despedidos recientemente, noto que lo que peor les afecta es la falta de control que sienten respecto a esta decisión crítica en su carrera.

Si su organización está reduciendo empleos o usted siente que su trabajo pudiera estar en riesgo, entre más rápido pueda tomar control de una parte del proceso, mejor se sentirá y más rápido podrá hacer la transición a una nueva compañía. He aquí algunas sugerencias para ayudarlo a navegar este tiempo difícil:

— CULTIVE UNA RED AMPLIA: El principal error que cometen mis clientes despedidos es no cultivar su red mientras siguen con empleo. Como resultado, tienen que revigorizar dolorosamente sus conexiones mientras enfrentan la presión de encontrar nuevos trabajos.
Al construir su red antes de estar en crisis, puede mostrarles a las personas lo apasionado que es acerca de su profesión y revelar sus capacidades desde un plano de estabilidad laboral. También podría aprender acerca de habilidades que eventualmente necesitará para proteger el futuro de su carrera. Si deja una buena impresión, estará en primer lugar de la lista cuando sus contactos necesiten sus servicios.
— BUSQUE CONSEJO: Cuando está en una posición vulnerable, la claridad de pensamiento tiende a escapar por la ventana. Lo que necesita más que nunca es el apoyo de personas que puedan darle consejos dignos de confianza. Ahí es donde puede resultar útil la red amplia que ha cultivado.
Pregúntese cuáles son sus metas profesionales actuales y qué información y ayuda necesitará para alcanzarlas. Hable con sus contactos antes de solicitar empleo, acérquese a quienes puedan brindarle perspectivas singulares respecto a los desafíos del puesto que usted pretende y encuentre alguien que le brinde apoyo emocional para contrarrestar esos inevitables momentos de duda durante una potencialmente larga búsqueda de empleo.
— REALICE UNA REVISIÓN DE BIENESTAR FINANCIERO: Si piensa que lo van a despedir, es prudente guardar algo de dinero en un fondo de emergencia. Debería tener suficiente para cubrir gastos durante más de seis meses, porque puede tomarle ese tiempo encontrar un nuevo trabajo, especialmente a nivel ejecutivo. Si está casado, quizá quiera averiguar cómo obtener cobertura médica bajo la póliza de su pareja.
A continuación, determine la cantidad mínima de dinero que necesitará para cubrir sus costos básicos, como comida, vivienda y servicios. También puede revisar el sitio web de su agencia local para el desempleo y hacerse una idea de cuáles serán sus apoyos semanales, para solicitarlos tan pronto como sea posible.
— ACTUALICE SU MARCA: Lo último, pero no menos importante, si espera quedarse pronto sin trabajo, es que inmediatamente debería actualizar su currículum y perfil de LinkedIn, para reflejar sus más recientes roles, responsabilidades, logros y ambiciones.

Los cambios de trabajo no deseados son una parte difícil de la vida. Estar atento a las señales de advertencia – y planear escenarios en caso de ser despedido – le permitirá mantenerse más flexible, resiliente y en control del destino de su carrera.

“Los cambios de trabajo no deseados son una parte difícil de la vida.”.

“La humillación de ser despedido es, por supuesto, difícil.”.

“Es fundamental reconocer las señales de que las cosas van mal antes de que sea demasiado tarde.”.

Cuando hablo con los clientes de mi entrenamiento ejecutivo que han sido despedidos recientemente, noto que lo que peor les afecta es la falta de control que sienten respecto a esta decisión crítica en su carrera.

Por eso, entre más rápido pueda tomar control de una parte del proceso, mejor se sentirá y más rápido podrá hacer la transición a una nueva compañía. He aquí algunas sugerencias para ayudarlo a navegar este tiempo difícil:

— CULTIVE UNA RED AMPLIA: Al construir su red antes de estar en crisis, puede mostrarles a las personas lo apasionado que es acerca de su profesión y revelar sus capacidades desde un plano de estabilidad laboral.
— BUSQUE CONSEJO: Lo que necesita más que nunca es el apoyo de personas que puedan darle consejos dignos de confianza. Ahí es donde puede resultar útil la red amplia que ha cultivado.
— REALICE UNA REVISIÓN DE BIENESTAR FINANCIERO: Si piensa que lo van a despedir, es prudente guardar algo de dinero en un fondo de emergencia.
— ACTUALICE SU MARCA: Inmediatamente debería actualizar su currículum y perfil de LinkedIn, para reflejar sus más recientes roles, responsabilidades, logros y ambiciones.

Estar atento a las señales de advertencia – y planear escenarios en caso de ser despedido – le permitirá mantenerse más flexible, resiliente y en control del destino de su carrera.

© 2018 Harvard Business School Publishing Corp.

De: hbr.org

Distribuido por: The New York Times Syndicate.

What to Do If You Think Your Job Is at Risk

Your job may be in jeopardy for a variety of reasons — some under your control, others not. Regardless, it’s critical to recognize the signs that things are going wrong before it’s too late.

The indignity of being let go is, of course, difficult. However, when I talk to executive coaching clients who have been recently laid off, I find that what hits them harder than anything else is the lack of control they feel over this critical career decision.

If your organization is downsizing or you sense your job may be at risk, the sooner you can claim agency over some part of the process, the better you’ll feel and the faster you’ll be able to transition to a new company. Here are some suggestions to help you navigate this difficult time:

— CULTIVATE A BROAD NETWORK: The single biggest mistake my laid-off clients make is failing to cultivate their network while they are still employed. As a result, they have to painstakingly reinvigorate their connections while under pressure to find new jobs.

By building your network before you’re in crisis, you can show people how passionate you are about what you do and reveal your capabilities from a place of job stability. You might also learn about skills you will eventually need to future-proof your career. If you make a good impression, you’ll be top of mind when your connections need your service.

— SEEK ADVICE: When you’re in a vulnerable position, clear thinking tends to go out the window. What you need more than ever is the support of people who can provide trustworthy advice. This is where that broad network you cultivated can come in handy.

Ask yourself what your professional goals are now and what information and help you’ll need to reach those goals. Talk to your contacts before applying for open positions, reach out to those who can offer unique insights on the challenges of a job you are after and find someone to provide emotional support to counter those inevitable moments of self-doubt during a potentially lengthy job search.

— CONDUCT A FINANCIAL WELLNESS CHECK: If you think you’re getting laid off, it’s wise to safeguard some cash in an emergency fund. You should have enough to cover more than six months of expenses because it can take that long to find a new job, especially at the executive level. If you are married, you might want to find out how to get health coverage under your spouse’s plan.

Next, determine the minimum amount of money you need to cover your basic costs, such as food, housing and utilities. You can also check the website of your local unemployment agency to get an idea of what your weekly benefits will be and apply for them as soon as possible.

— UPDATE YOUR BRANDING: Last but not least, if you expect to be out of a job soon, you should immediately revamp your resume and LinkedIn profile to reflect your latest roles, responsibilities, achievements and ambitions.

Unwanted job changes are a fact of life, albeit a difficult one. Staying attuned to the warning signs — and planning what-if scenarios in case you’re let go — will enable you to remain more flexible, resilient and in control of your career destiny.

Si encontró algún error gramatical en este artículo, por favor notifíquelo a nuestros editores seleccionando el texto y presionando:“Ctrl + Enter”.