Por qué más MBAs deberían comprar negocios pequeños

Solemos cuestionarnos por qué los estudiantes de MBA no siguen el camino de emprendimiento a través de la adquisición y manejo de un pequeño negocio. Podríamos creer que puede tratarse acerca de dinero. Pero, sorpresivamente, pensamos que lo que les preocupa en realidad es la preocupación de no adquirir un negocio pequeño. ¿Cuáles podrían ser las ventajas de esta idea?

TIEMPO DE LECTURA

texto alt

¿Cómo se calcula?

Descarga este Artículo

Buscar un negocio pequeño para comprar y dirigir, en lugar de tomar un trabajo post-MBA más tradicional, como la consultoría, es una idea que vemos cada vez más en las principales escuelas de negocios. Por ejemplo, en la Harvard Business School, el número de estudiantes de MBA que quieren adquirir un negocio inmediatamente después de la graduación ha pasado, de menos de un puñado, hace una década; a más de una docena, y ocasionalmente el doble de eso. Aun así, solemos preguntarnos por qué más estudiantes no siguen el camino del emprendimiento a través de la adquisición.

Una de las preocupaciones más comunes que escuchamos es que el buscar un negocio para comprar es demasiado “arriesgado.” Aunque las personas deberían sopesar esta elección con base en sus circunstancias y preferencias, pensamos que las preocupaciones respecto al “riesgo” están fuera de lugar y que buscar un negocio es menos arriesgado que otros caminos de carrera, tradicionalmente considerados más estables.

Ponemos comillas en cuanto al “riesgo” porque no pensamos que los estudiantes estén enfocados en medidas financieras de riesgo cuando dicen que buscar un negocio parece “arriesgado.” Existe una carencia de datos para evaluar el riesgo financiero de elegir una carrera no tradicional por encima de una tradicional. Además, es interesante que, cuando los estudiantes observan los planes de negocios de la adquisición de compañías pequeñas, y los comparan con las compensaciones típicamente ofrecidas en los planes tradicionales de carrera, dicen que los números están demasiado cerca como para decidir con base en ello. Por ende, no es el dinero lo que los preocupa.

Pensamos que los estudiantes en realidad están preocupados de no adquirir un negocio pequeño durante la búsqueda, además de la incertidumbre de dicho proceso.

Seguramente hay más de una razón para estar ansioso al inicio de la búsqueda: las tareas suelen ser vagas y a los MBAs no se les enseña cómo identificar prospectos de adquisición. Por el contrario, en el trabajo de consultoría hay un gran ajuste entre el entrenamiento y las tareas iniciales.

Sin embargo, pensamos que esta angustia es miope. La búsqueda dura un año o dos. Suponiendo que esta sea exitosa, el buscador se convierte en CEO. Con el paso del tiempo, el negocio evoluciona para ajustarse al CEO. Él elige el equipo directivo, y tanto los productos como la base de consumidores se mueven para alinearse con él. Además, el interés como propietario del CEO aumenta las recompensas y la estabilidad.

En contraste, pensamos que el nivel de estrés se incrementa durante el curso de un rol de consultoría. Convertirse en socio es raro, y entre más avanza el consultor, más sus tareas se alejan del entrenamiento recibido en el MBA.

A largo plazo, creemos que ser un consultor senior involucra mucha más angustia que ser el CEO de un negocio pequeño. Lo más importante, la mayor parte de la carrera se lleva a cabo cuando el estrés y la incertidumbre son bajos para el CEO de un negocio pequeño y elevados para el consultor.

Sin embargo, ¿qué sucede cuando la búsqueda no es exitosa? Pensamos que las personas simplemente obtienen un empleo, y la experiencia de la búsqueda probablemente los convierte en mejores gerentes, que son más exitosos. De todos modos, la mayoría de los estudiantes parecen cambiar de trabajo en los primeros años después de obtener su MBA, así que la búsqueda de trabajo después de una búsqueda empresarial fallida no es muy diferente de elegir una carrera tradicional.

“Convertirse en socio es raro, y entre más avanza el consultor, más sus tareas se alejan del entrenamiento recibido en el MBA.”.

“Seguramente hay más de una razón para estar ansioso al inicio de la búsqueda”.

“Las preocupaciones respecto al “riesgo” están fuera de lugar”.

Buscar un negocio pequeño para comprar y dirigir es una idea que vemos cada vez más en las principales escuelas de negocios. Pero solemos preguntarnos por qué más estudiantes no siguen el camino del emprendimiento a través de la adquisición.
Una de las preocupaciones más comunes que escuchamos es que el buscar un negocio para comprar es demasiado “arriesgado.”

Ponemos comillas en cuanto al “riesgo” porque no pensamos que los estudiantes estén enfocados en medidas financieras de riesgo cuando dicen que buscar un negocio parece “arriesgado.” Es interesante que, cuando los estudiantes observan los planes de negocios de la adquisición de compañías pequeñas, y los comparan con las compensaciones típicamente ofrecidas en los planes tradicionales de carrera, dicen que los números están demasiado cerca como para decidir con base en ello. Por ende, no es el dinero lo que los preocupa.

Pensamos que los estudiantes en realidad están preocupados de no adquirir un negocio pequeño durante la búsqueda, además de la incertidumbre de dicho proceso.

A largo plazo, creemos que ser un consultor senior involucra mucha más angustia que ser el CEO de un negocio pequeño. Lo más importante, la mayor parte de la carrera se lleva a cabo cuando el estrés y la incertidumbre son bajos para el CEO de un negocio pequeño y elevados para el consultor.

Sin embargo, ¿qué sucede cuando la búsqueda no es exitosa? Pensamos que las personas simplemente obtienen un empleo, y la experiencia de la búsqueda probablemente los convierte en mejores gerentes, que son más exitosos. De todos modos, la mayoría de los estudiantes parecen cambiar de trabajo en los primeros años después de obtener su MBA, así que la búsqueda de trabajo después de una búsqueda empresarial fallida no es muy diferente de elegir una carrera tradicional.

© 2018 Harvard Business School Publishing Corp.

De: hbr.org

Distribuido por: The New York Times Syndicate.

Why More MBAs Should Buy Small Businesses

Searching for a small business to buy and run instead of taking a more traditional post-MBA job like consulting is an idea that we increasingly see at top business schools. At Harvard Business School, for example, the number of MBA students who want to acquire a business right after graduation has gone from less than a handful a decade ago to more than a dozen, and occasionally, twice that. Still, we often wonder why more students don’t follow the entrepreneurship-through-acquisition path.

One of the most common concerns we hear is that searching for a business to buy is too “risky.” While people should weigh this choice based on their circumstances and preferences, we think that concerns about “risk” are misplaced and that searching for a business is less risky than other career paths traditionally considered more stable.

We put quotes around “risk” because we don’t think students are focused on financial measures of risk when they say that searching for a business seems “risky.” There’s a lack of data to assess the financial risk of choosing a nontraditional career path over a traditional one. And interestingly, when students look at the business plans of small company acquisitions and compare those with the compensation typically offered in traditional career plans, they say that the numbers are too close to decide on that basis. So, it isn’t the money that worries them.

We think that students are instead concerned about not acquiring a small business during the search, along with uncertainty about the search process itself.

And surely there is more reason to be anxious at the beginning of a search: The tasks are often vague, and MBAs aren’t taught how to identify acquisition prospects. But in a consulting job, there is a great fit between training and tasks at the outset.

But we think this angst is shortsighted. Searching lasts a year or two. Assuming that the search is successful, the searcher becomes a CEO. Over time the business evolves to match the CEO, the management team is picked by him, and the products and customer base shift to align with him. Plus, the CEO’s ownership interest adds to rewards and stability.

In contrast, we think the level of stress increases during the course of a consulting role. Becoming a partner is rare, and the more senior the consultant becomes, the more the tasks depart from MBA training.

In the long run, we believe being a senior consultant involves much more angst than being a small business CEO. Importantly, the larger share of a career takes place when stress and uncertainty are low for a small business CEO and high for a consultant.

But what happens when a search is unsuccessful? We think people simply get a job, and the search experience probably makes them better managers who are more successful. Most of our students seem to change jobs in the first few years after getting their MBAs anyway, so the job hunt after a failed search isn’t very different from choosing a traditional career path.

Si encontró algún error gramatical en este artículo, por favor notifíquelo a nuestros editores seleccionando el texto y presionando:“Ctrl + Enter”.